Cómo comer marisco según el protocolo

Marisco_Gambas

Es fácil que en muchas ocasiones te hayas sentado a disfrutar de un buen marisco o de productos del mar sin pararte a pensar en la imagen que estás dando o sin preocuparte en el protocolo. Está claro que cada uno puede comer a su manera, lo importante es disfrutarlo, pero… ¿qué pasaría si nos tuviéramos que enfrentar a una comida formal? Según el protocolo, utilizar las manos está permitido. Sorber no, tenlo en cuenta.

Si bien es cierto, aunque se admita formalmente, en ocasiones podemos no sentirnos cómodos cuando no hay confianza con el resto de comensales o simplemente no queremos ensuciarnos las manos. En estos casos siempre podemos usar el cuchillo y el tenedor.

Aunque parezca una tarea minuciosa y complicada, pelar los langostinos con cubiertos, es mucho más simple de lo que parece. En primer lugar separaremos la cabeza del cuerpo, después, con ayuda de un cuchillo,haremos un corte longitudinal en la parte baja del langostino y separaremos la cáscara, esto será muy sencillo siempre y cuando esté bien cocido.

En el caso de piezas más grandes, como el bogavante o la langosta, también está permitido utilizar las manos. Se recomienda emplear las pinzas para romper la dura superficie de estos mariscos y el tenedor para comer la carne de su interior.

En La Quintería podrás probar nuestros deliciosos platos con marisco de primera calidad, directamente de Galicia al plato.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>